lunes, 12 de septiembre de 2016

¿Por qué sentimos la necesidad de ser aceptados?




Parece ser, que venimos al mundo con ciertos miedos primitivos que controlamos individualmente, con más o menos destreza.

Por ejemplo, instintivamente tenemos miedo a las serpientes y a los insectos; miedo al depredador, el famoso miedo al lobo de los niños; miedo al vacío, la caída puede ser mortal; miedo a la noche, momento en el que encontramos todos los peligros de medio natural; miedo al agua, etc.

Entre todos estos miedos arcaicos, existe uno desconocido pero omnipresente que nos atañe a todos en diversos grados: el miedo al Otro o, más concretamente, a su posible sanción en términos de rechazo o de violencia

En el medio natural, ser rechazado equivale a una condena a muerte si se es un mamífero social. En cuanto a la violencia, puede ser fatal o provocar graves heridas que, en definitiva, acaba siendo lo mismo.
Por eso, tenemos miedo visceral desde que nos relacionamos con el otro, concretamente a disgustarle o a sufrir las consecuencias. Constantemente tenemos miedo de ser sancionados, con razón o sin ella, con o sin consciencia. Además, considerando la gravedad potencial de una sanción, nos esforzamos con todas nuestras fuerzas para evitarla: es una preocupación constante.

Sin embargo, hablar de “nosotros” en el fondo es inexacto, a menso que lo consideremos como un dúo que incluye a nuestro inconsciente, ya que es él quien dirige la orquesta. Entre otros, hace que tengamos mucho miedo a la sanción en términos de rechazo o de violencia y nos manipula constantemente para que la evitemos.

Tengamos en cuenta que el Otro puede tener michos tipos de formas; las palabras miedo, sanción, rechazo y violencia tienen muchos sinónimos y consecuencias… La biológica del superego. Laurent Daillie.


Los especialistas en Biodescodificación y Psicosomática clínica humanista, somos terapeutas que siempre nos preguntamos ¿Qué hay detrás de este síntoma en la historia de esta persona? ¿Cuál es el estrés inconsciente que este individuo no pudo expresar de otra manera, que a través de este síntoma? Acompañamos a evidenciar la causa de la patología y ayudamos con terapias para recuperar el nivel de bienestar.